• Es necesario que sepas que no estás solo y que hay ayuda disponible. Y con ayuda, ¡puedes sentirte mejor!
  • Habla con uno de tus padres, tutor legal u otro adulto de confianza como tu consejero escolar o tu doctor. Busca ayuda y orientación en una línea de ayuda en casos de crisis o si solo necesitas alguien con quien hablar.
  • Haz una cita con tu médico para un chequeo (o pide a tus padres o tutor legal que haga una cita para ti). Un doctor puede asegurarse de que no tengas otro problema de salud que esté causando la depresión.
  • Acepta la ayuda. Tu doctor puede tratar tu depresión o remitirte con un especialista que trabaja con adolescentes que tienen depresión. Puedes obtener ayuda a través de terapia hablada (para ayudarte a entender y enfrentar tu depresión), un medicamento recetado para ayudarte a sentirte mejor o ambas cosas. Es necesario que seas honesto con tu médico en cuanto a cómo te sientes y lo que estás haciendo.
  • Ten paciencia y sé bueno contigo mismo. Con ayuda, puedes sentirte mejor con el tiempo. Requerirá algo de esfuerzo de tu parte. Cuida tu cuerpo y tu cerebro durmiendo suficiente, come alimentos saludables, dedica tiempo para pasar con amigos y familiares que te apoyan, evita el alcohol, las drogas y otros comportamientos arriesgados. Sal a la naturaleza o haz cosas divertidas que levanten tu ánimo. Recuerda que la depresión no es tu culpa y que puedes sentirte mejor.

 

Ver las referencias del contenido

 

U.S. Department of Health & Human Services
www.mentalhealth.govNational Institute of Mental Health
www.nihm.nih.govMental Health In America
www.mentalhealthamerica.orgMayo Clinic
www.mayoclinic.org

National Alliance on Mental Illness
www.nami.org

Youth.Gov
www.youth.gov

American Association of Child and Adolescent Psychiatry
www.aacap.org

¿QUÉ SIGNIFICA ?
?
Buscador
De Clínica